Para que el cabello crezca y se mantenga perfecto y sano, es importante cuidarlo bien desde el primer momento. Igual de importante es el cuidado del cuero cabelludo para evitar picores, caspa y de más.

En el momento en que un bebe nace, puede hacerlo con pelo o sin pelo (la llamada pelusilla, realmente se llama “lanugo“), pero en todo caso es aconsejable pasarle a la hora del baño una esponja suave húmeda con unas gotitas de aceite de almendras o champú especial para bebés, en éste último caso y si el baño se hace a diario, los expertos recomiendan turnar el champú con algún aceite, que siempre son más nocivos, de lo contrario, puede resultar un tanto agresivo.

Éste lanugo se les caerá en los primeros meses de vida, dando lugar a lo que será el cabello definitivo que cuidaremos con champú especial para bebés. Es importante elegirlo con ingredientes suaves, Ph neutro para mantener la hidratación y equilibrio natural de su piel, y que no escueza en los ojos, porque aunque seguro que vamos a tener muchísimo cuidado de que ésto no pase, es posible y tenemos que estar seguros de que no le va a hacer daño.

Como lavar el pelo a los bebes

Para ello también existen unas viseras especiales para el baño que lo harán mas sencillo.

Un trastorno bastante frecuente en las primeras semanas de vida de una persona, es que aparezca la costra láctea (enrojecimiento y escamas amarillentas), una especie de caspa bastante común. No está muy claro el porqué de este trastorno, se piensa que es porque las glándulas del cuero cabelludo producen demasiada cantidad de grasa (sebo) y al entrar en contacto con los microorganismos de la epidermis va creando escamas, pero hay algunas teorías más. Con un correcto y continuo aseo, podemos ayudar a evitar y/o tratar éste problema que realmente irá desapareciendo poco a poco por si sólo. Para eliminar una costra láctea normal no hay que hacer nada, pero si os parece poco estética podéis aplicar un poco de aceite de almendras con un ligero masaje, dejarlo actuar 10 – 15 minutos y después lavar la cabecita como siempre lo hacéis. Peinar el cabello del bebé repetida y suavemente ayudará a ir retirando las costritas que se van desprendiendo.

Es bueno darle un pequeño masaje suave al aplicarle el champú, haciendo movimientos circulares, así, se activará el riego sanguíneo y favorecerá mucho a su cabello final, que pronto aparecerá.

Por último, lo mejor es que cuando le des un baño completo, la cabeza la dejes para el final, ya que es la parte del cuerpo por la que pierden más calor, así evitaremos que pase mucho frío.

FUENTES:

Mi bebe y yo

johnsonsbaby.es

crecerfeliz.es

Fotografía: imágenes de google sin derechos de autor

Anuncios